Hágase simpatizante: Únase y trabaje por una política seria y honesta . ¡Lea y firme hoy el MANIFIESTO!

Un contrato de la basura que no llega

¿Qué fue de la excelencia en gestión de la que presumía este grupo de gobierno? ¿Sigue el alcalde defendiendo las dos subidas de salario de sus concejales, pese a los pésimos resultados de su gestión?

Dos años y medio después del inicio de la actual legislatura, y enfilando su último tercio, el grupo de gobierno continúa sin sacar adelante el nuevo contrato de Servicio Público de Recogida de Residuos Municipales, Limpieza Viaria y Mantenimiento de Contenedores Soterrados, el de la basura para entendernos.

Con el contrato vencido a finales de año 2014, el anterior grupo de gobierno, que lideraba Ando Sataute, recuperó el pliego de contratación -cuya redacción se había externalizado- por retrasos injustificados, y tuvo que afrontar nuevos retrasos al entrar en vigor la nueva Ley de Contratos del Sector Público en 2017, ya que en aquel momento generaba mucha incertidumbre.

Para cuando los pliegos técnico y administrativo estaban listos ya se hizo preciso volver a revisar algunos aspectos dados por buenos inicialmente, como el estado de la flota, que contaba con un informe favorable de una auditoría externa. Pero, en todo caso, finalizando la legislatura pasada, en junio de 2019, los pliegos estaban listos y en disposición de abordar las necesidades del municipio, contando con programaciones para el seguimiento riguroso de su cumplimento.    

Desde septiembre del año 2019 el concejal del área, Sr. Sosa Domínguez, con la contundencia que acostumbra, ha anunciado en reiteradas ocasiones la inminente entrada en vigor del nuevo contrato, y así lo ha manifestado en varios medios de comunicación (prensa escrita y radio), asegurando que, una vez solventados pequeños detalles, Santa Brígida gozaría del servicio de limpieza que merece. Dos años y medio después parece que no terminan de solventar esos “pequeños detalles”, dejando a la vista que la supuesta eficiencia en gestión de este grupo de gobierno, por la que justificaban sus concejales la doble subida de sueldo a comienzos de la legislatura, no era tal.

Mientras tanto, en la calle preocupa la limpieza o el reboso de los contenedores. El servicio se sigue prestando, pero  en unas condiciones que ya no responden a las necesidades actuales de la población satauteña. Hace unos días, una vecina del casco dirigía una carta al gabinete de prensa del ayuntamiento -con copia a Ando Sataute- con una pregunta de desesperanza:

¿Qué está pasando con la limpieza?
Calles: Cada vez más sucias.
El concejal Martín desde hace meses, comenta que ya tienen la empresa específica a este fin. Los contenedores dan asco, esquinas sucias, cagadas y papeleras mugrientas, colillas en las puertas de los establecimientos.
Una imagen de dejadez.
El inicio de la calle Real, CONTONEDORES esquina en el lateral de la «CÁMARA AGRARIA”. SOLAR frente a el supermercado, establecimientos.
Los contenedores dan GRIMA. Ratas, Gatos… ¡POR FAVOR!
¿Qué imagen? ¿Qué respeto a tod@s nosotros como residentes? (Pagamos nuestros impuestos) ¿Y a aquell@s que nos visitan?
No pido…  RECLAMO que se ejecute y no se dilaten estas actuaciones. El «Estoy en ello» ya no vale. La sensación de tomadura de pelo. Creyéndose tont@s. Ya está bien.
Esos parterres, jardineras sin tener en cuenta nuestra flora. Demuestra la ignorancia y falta de sensibilidad.
Multen a todos l@s que incumplen.  Somos responsables todos.  Tenemos y debemos sentirnos del espacio que habitamos. 

Carta de una vecina del casco de la Villa de Santa Brígida al gabinete de prensa del ayuntamiento.

La preocupación de la vecindad crece por momentos dado que, desde el gobierno municipal, no se ofrecen explicaciones a la ciudadanía. Nada se sabe sobre cuándo se formalizará la concesión del servicio según el nuevo contrato. Se rumorea, y no se sabe certeramente -ya que no es una práctica de este grupo de gobierno informar al resto de la corporación-, que el concurso ha sido recurrido por uno de los concurrentes a la licitación, lo que puede acarrear una nueva demora.

El grupo de Gobierno, liderado por el PP, junto a los otros tres partidos del pacto de gobierno, aprobó, el pasado 25 de febrero 2021, el pliego de bases del concurso para la contratación del Servicio Público de Recogida de Residuos Municipales, Limpieza Viaria y mantenimiento de Contenedores Soterrados del Ayuntamiento de la Villa de Santa Brígida con el voto en contra de los y las concejales de ANDO Sataute. 

Nuestra agrupación consideró que el pliego ya podía haber incorporado el quinto contenedor para los residuos orgánicos (el de color marrón), que será obligatorio tal y como estipula una directiva europea para 2023, lo que pondrá en franca desventaja al ayuntamiento frente a la concesionaria del servicio cuando llegue el momento para renegociar el precio. Así mismo, las tablas de amortización de la nueva maquinaria que se va a adquirir dejan al ayuntamiento en desventaja económica frente a la empresa, ya que no queda clara la opción de adquisición pasados los años pertinentes. Por otro lado, no se incluyó la recogida de vehículos abandonados considerados como residuos, mientras que el ayuntamiento tiene que costear el agua necesaria para servicios de limpieza, como el baldeo, durante los cinco años de vigencia del contrato. La empresa adjudicataria se quedará con el canon que da el gobierno a los ayuntamientos por residuos susceptibles de ser reciclados. 

En fin, dos años y medio después, parece que no terminan de solventar esos “pequeños detalles”, y no se ofrece a la Villa la limpieza y recogida de residuos que en estos tiempos urge.

Otra cosa es, y no menos importante, que la concejalía de sanidad que dirige el Sr. Umpiérrez dé a conocer su plan de control de plagas, en relación a las colonias de gatos callejeros o el control de la población de ratas, palomas, etc.

Compartelo
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deje su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *