Hágase simpatizante: Únase y trabaje por una política seria y honesta . ¡Lea y firme hoy el MANIFIESTO!

El PSOE ignora las resoluciones de Naciones Unidas y traiciona al pueblo Saharaui

El 18 de marzo de 2022, mientras seguíamos atentamente la deriva de la invasión rusa de Ucrania, saltó una noticia cuyo titular decía “Marruecos asegura que España apoya su propuesta de autonomía del Sáhara”. Desde Ando Sataute lamentamos el pronunciamiento del presidente y seguimos apostando por la búsqueda de una salida comprometida con el cumplimiento de las resoluciones de Naciones Unidas, garantizando el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui.

En Julio de 2018, José Armengol, siendo alcalde, recibió a varias familias de Santa Brígida que acogían a menores saharauis procedentes de campos de refugiados de Tinduf, una muestra de apoyo a una labor solidaria desde 1995.

Este nuevo posicionamiento del PSOE, desde el Gobierno, supone un giro histórico de la postura española sobre el Sáhara Occidental, territorio que fuera colonia española y que enfrenta un conflicto desde hace casi 50 años para conseguir su independencia de la ocupación marroquí. Según la ONU, el Sáhara es uno de los 17 territorios que no han alcanzado su “plenitud de gobierno propio” -es decir, está pendiente de descolonización-, el mayor y el único en el continente africano.

A través de una carta, el presidente del gobierno, Pedro Sánchez, trasladó al rey Mohamed VI, que España considera la propuesta de autonomía de Marruecos respecto al Sáhara Occidental como “la base más seria, creíble y realista para la resolución de esta disputa”. Y añadió que “reconoce la importancia de la cuestión del Sáhara para Marruecos” y que, por ello, “España considera la iniciativa marroquí de autonomía, presentada en 2007” por Rabat. De igual modo, destacó “los esfuerzos serios y creíbles de Marruecos en el marco de las Naciones Unidas para encontrar una solución mutuamente aceptable” y que “los dos países están indisolublemente unidos por afectos, una historia, una geografía, intereses y una amistad compartida”.

En la decisión pesa la crisis diplomática y migratoria alentada por el gobierno alauí y el corte de suministro del gas argelino a Marruecos, y por ende a España

Este cambio de postura supone, además, un giro con respecto al programa electoral del PSOE, en el que ha venido apostando por promover la solución del conflicto “a través del cumplimiento de las resoluciones de Naciones Unidas, garantizando el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui”, desde 1986. En la decisión pesa la crisis diplomática y migratoria alentada por el gobierno alauí y el corte de suministro del gas argelino a Marruecos, y por ende a España, entre otros factores. La pregunta es si está justificada, sea como sea, la “segunda traición” -como la califica el gobierno argelino- que hace el gobierno de España al pueblo saharaui.  

La Presidencia de la RASD y el Secretariado Nacional del Frente Polisario, en un comunicado, recuerda que “España no puede despojarse unilateralmente de sus responsabilidades jurídicas para con el Sáhara Occidental y su pueblo, siendo potencia administradora del Territorio” y “ hacen un llamamiento urgente a las fuerzas políticas españolas y a todos los pueblos de España, para que presionen al gobierno español para que corrija este lamentable error, y obliguen a Madrid a asumir sus responsabilidades originarias , que no prescriben, en la erradicación  del colonialismo del Sáhara Occidental de conformidad con la Carta de las Naciones Unidas, especialmente en lo que respecta al disfrute del derecho de los pueblos coloniales a la libre determinación y la independencia.”

Las violaciones de los derechos humanos son perpetradas sistemáticamente y con total impunidad por Marruecos.

Las organizaciones internacionales de derechos humanos han denunciado reiteradamente que las personas activistas o civiles que acuden a manifestaciones pacíficas por la libre determinación en territorios ocupados son reprimidas, golpeadas, detenidas arbitrariamente, espiadas… Las violaciones de los derechos humanos son perpetradas sistemáticamente y con total impunidad por Marruecos. Por otro lado, unas 173.000 personas viven en los cinco campos de refugiados en Argelia, y depende casi exclusivamente de la ayuda humanitaria para sobrevivir.

Tindouf, Argelia (february 2016): Refugee Camps of Tindouf
Compartelo
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deje su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *